<iframe src="//www.googletagmanager.com/ns.html?id=GTM-W9GC32" height="0" width="0" style="display:none;visibility:hidden"></iframe>
REGALO DIRECTO Tableta chocolate con pedido superior a 125€* Quedan:  0d. 0h. 0m. 0s.

Azafrán de La Mancha

Te ofrecemos el mejor azafrán del mundo, procedente de Castilla La Mancha y con Denominación de Origen Protegida, hebras flexibles y resistentes, con un fuerte color rojo y amarillo brillante.

El proceso de producción de este azafrán se realiza de manera artesanal: la recolección al alba, la monda para obtener la especia y el tostado son procesos que se llevan a cabo con el mayor cuidado y de forma natural.

A la hora de cocinar con esta exquisita especia, recuerda usar las hebras enteras, sin molerlas, y unas 4 o 6 por persona. Si lo que deseas es aportar un delicioso aroma a tu plato, prueba a tostarlo en una sartén antes de añadirlo al plato. Si lo que prefieres es añadir color a tu menú, diluye el azafrán en agua o vino blanco y potencia el color de cualquier alimento (esta es una buena técnica para dar color a las salsas).

Pero no sólo color o aroma puedes introducir en tus platos con este condimento, sino que el consumo de azafrán aporta numerosos beneficios al ser humano. Es un idóneo instrumento para ayudar al sistema digestivo, al colesterol, al sistema neurológico, las habilidades cognitivas, la memoria o la vista. El llamado “padre de la medicina”, Dioscórides, dijo que el azafrán era un potente afrodisíaco, ya que “estimula la lujuria, incita a comer, alegra, da color al rostro”. 

Te ofrecemos el mejor azafrán del mundo, procedente de Castilla La Mancha y con Denominación de Origen Protegida, hebras flexibles y resistentes, con un fuerte color rojo y amarillo brillante.

El proceso de producción de este azafrán se realiza de manera artesanal: la recolección al alba, la monda para obtener la especia y el tostado son procesos que se llevan a cabo con el mayor cuidado y de forma natural.

A la hora de cocinar con esta exquisita especia, recuerda usar las hebras enteras, sin molerlas, y unas 4 o 6 por persona. Si lo que deseas es aportar un delicioso aroma a tu plato, prueba a tostarlo en una sartén antes de añadirlo al plato. Si lo que prefieres es añadir color a tu menú, diluye el azafrán en agua o vino blanco y potencia el color de cualquier alimento (esta es una buena técnica para dar color a las salsas).

Pero no sólo color o aroma puedes introducir en tus platos con este condimento, sino que el consumo de azafrán aporta numerosos beneficios al ser humano. Es un idóneo instrumento para ayudar al sistema digestivo, al colesterol, al sistema neurológico, las habilidades cognitivas, la memoria o la vista. El llamado “padre de la medicina”, Dioscórides, dijo que el azafrán era un potente afrodisíaco, ya que “estimula la lujuria, incita a comer, alegra, da color al rostro”. 

Filtrar por: